Investigación Intercambio y apoyo
académico
Banco de información Sistema de Información de los
Pueblos Indígenas de América
Publicaciones
Banco de información
México Multicultural
Presentación
Pueblos originarios
Centros de información
Sugerencias y novedades bibliográficas
Dossier de revistas
especializadas
Investigadores y proyectos
de la UNAM

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 



MÉXICO MULTICULTURAL

 

PUEBLOS ORIGINARIOS

 

PRESENTACIÓN

El componente principal que sustenta la multiculturalidad de la nación mexicana, es el mosaico de riqueza y diversidad de sus grupos indígenas originarios. Y, aludir a esta riqueza étnica india, es hacer referencia al perfil del México actual: el de un México indígena pluricultural.

En efecto, los casi 10 millones de indios (estimados en “hogares indígenas” por el II Conteo de Población del 2005), y el registro de 85 lenguas (Censo de Población y Vivienda del 2000), es muestra de la amplia y compleja composición multiétnica y multilingüística que posee aún hoy día el país.

La magnitud y relevancia que tiene la presencia indígena en la composición sociodemográfica y cultural de la nación es de tal envergadura que, del conjunto de los países que integran el continente americano, México es el territorio que posee y alberga el mayor número de indígenas.

Esta concentración india, sin embargo, en la distribución geográfica interna presenta aspectos relevantes que es necesario apuntar: si bien la población indígena se ubica mayoritariamente en los estados del Centro, Sur y Sureste del país (Oaxaca, Chiapas, Veracruz, Yucatán, Puebla, Hidalgo, Guerrero, Quintana Roo, San Luis Potosí, Michoacán, Campeche), en los años recientes, los estudios sobre migración interna rural-urbana y migración urbana-urbana, revelan que los intensos desplazamientos indígenas han alterado y modificado su habitual distribución, y ahora sus espacios de residencia se han ampliado por todo el territorio nacional.

De este modo, es común observar grupos de prácticamente todas las etnias o lenguas indígenas residiendo en toda una gama de nuevos espacios: en ciudades industriales, en ciudades fronterizas y campos agrícolas, en ciudades y centros turísticos, etc., lugares en donde se han venido asentando permanentemente.

El fenómeno de redistribución que experimenta la población indígena, si en términos poblacionales ha alterado y modificado el aspecto sociodemográfico del país, en analogía a su situación económica, social y cultural, sus condiciones no han cambiado sustancialmente. Sin dejar de aludir a otros grupos sociales (como los adultos mayores o los minusválidos) la población indígena es uno de los grupos más vulnerables y marginados de la sociedad mexicana. De acuerdo con los resultados sobre grupos vulnerables de la “Primera Encuesta Nacional sobre Discriminación en México”, realizada por el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (CONAPRED, 2005), de los 386 municipios considerados de alta marginación en el país, 209 son de población mayoritariamente indígena.

En condiciones de pobreza, un alto porcentaje todavía reciente la ausencia o escasa atención institucional. Ya sean pueblos, grupos, comunidades u organizaciones indígenas, en general continúan siendo objeto de discriminación y marginación (según la Primera Encuesta Nacional sobre Discriminación en México, CONAPRED, 2005, nueve de cada 10 indígenas piensan que en México hay discriminación por el sólo hecho de pertenecer a una etnia), lo cual demuestra que en el país no se ha logrado una relación adecuada con la población india, ni tampoco se les ha brindado atención en una relación de igualdad con el resto de la sociedad. La situación de exclusión y pobreza persiste y mantiene a los indígenas en condiciones de desventaja e indefensión económica y social.

Aspectos como la desnutrición, las precarias condiciones de salud, el rezago educativo (según el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, el 75% de la población indígena no ha terminado la educación primaria), aunado a la escasos servicios en las viviendas (según la Primera Encuesta Nacional sobre Discriminación en México, CONAPRED, 2005, más de 50% de las viviendas de los indígenas no cuenta con servicios de electricidad, 68% carece de agua, 90% no tiene drenaje y 76% tiene piso de tierra), son factores que evidencian la situación vulnerable de los indígenas.

En este panorama, el Gobierno Federal, el conjunto de instituciones públicas y privadas, las organizaciones nacionales e internacionales de apoyo, etc., tienen un compromiso con la población indígena: el cabal cumplimiento de sus necesidades fundamentales; el derecho a la educación, a la salud, al empleo, a una vivienda digna; el acceso al desarrollo y reconocimiento y control de sus territorios. En resumen, como se dará cuenta el lector, la población indígena de México es un actor importante en esta etapa de cambios y transformaciones y su articulación en estos resulta prioritaria en términos de su visibilidad.

En esta sección del portal, el usuario puede acceder a la información estadística sobre el volumen, estructura, composición, localización  y características de la población indígena asentada en todo el territorio nacional (cuadros, gráficas y textos por localidad, municipio, región y por estado), proveniente del XII Censo de Población y Vivienda del año 2000 y del II Conteo de Población de 2005. Asimismo, se encuentran a disposición materiales bibliográficos, hemerográficos, monografías, encuestas y perfiles sociodemográficos de los distintos pueblos indígenas del país, así como diversos estudios realizados por especialistas en demografía, antropología, etnología, sociología, etc. El lector también puede revisar los acervos fotográficos, mapas y videos de algunos pueblos indígenas.

 

D.R. © 2004 Programa Universitario México Nacion Multicultural-UNAM Ciudad Universitaria, México D.F. Se autoriza la reproducción total o parcial de los textos aquí presentados,
siempre y cuando se cite la fuente completa y su dirección electrónica.